french toast

Las tostadas francesas llegaron para quedarse

By Elsa Peman, enero 10, 2017

french toast

No son waffles , no son panqueques ni facturas. En España le dicen torrijas, y en miles de películas norteamericanas has visto personajes desayunando esto. Llegaron a América del Sur y en particular a Argentina y son furor en cualquier bar chic.

Ah, tostadas a la francesa! A base de pan, huevos, leche, manteca y miel es este icónico desayuno norteamericano que en toda serie de TV o película trata de preparar un niño inexperto o padre recientemente divorciado sólo para terminar con mejunjes correosos, tostadas quemadas y un gran desorden en la cocina.
Pero no es tarea difícil, menos desordenada, hacer crujientes , doradas y deliciosas

La tostada francesa ideal es dorada por fuera y cremosa en el interior. No es empapada ni seca. Tiene sabor a manteca y en general se sirve con miel.

Ingredientes para 4 porciones:

8 tostadas de pan lactal /francés/ casero. No compres el pan que viene en rodajas cortadas, porque son muy finas y se romperán Corta rebanadas gruesas de tu pan favorito, incluso puede ser pan del día anterior.

4 huevos : si son de campo, mejor.

2/3 taza de leche

Manteca : cantidad necesaria para freír las tostadas

– Azúcar : cantidad necesaria para espolvorear

Miel

Canela : opcional

tostada americana

Preparación de las tostadas francesas

1 En un bowl mediano, batir los huevos, la leche y la canela. Batir la mezcla hasta obtener una mezcla homogénea y vertir sobre otro tazón donde se colocan 3 o 4 tostadas por vez. Dejar que se empapen allí, pero no que se deshagan!

2 Mientras tanto derretir la manteca en una sartén grande a fuego medio-alto. Retirar cada rebanada de pan del remojo, sacudir el exceso y colocarlas en la sartén caliente.

tostada

3 Freír el pan de un lado hasta que se dore , dar vuelta y dorar del otro lado.

french toast

4 Retirar, espolvorear con un poco de azúcar y servir con miel.

tostada francesa

 

Se puede servir con frutas, cereales, almendras y hasta con crema batida y nutella.

Convierte un desayuno de fin de semana en un delicioso brunch con esta receta importada.